N°176 - 03/Ago
Nº 176 8/2018 Edición Agosto

Año escolar: la segunda mitad

Volver al colegio después de unas vacaciones puede ser difícil, para los niños y para los padres. ¿Cómo encaramos la segunda mitad de año?

Hay algunos puntos que pueden ayudar a iniciar esta etapa del año escolar de otra forma y a asegurarse de que todo sigue su rumbo.
Para transitar la segunda etapa, puede ser interesante realizar una revisión de la primera mitad. Se puede conversar con los niños acerca de lo que salió bien y lo que no tanto, de los aspectos a seguir trabajando tanto a nivel académico como a nivel social y de actitud. Es importante destacar siempre lo logrado, para construir desde ahí estrategias y superar las dificultades. Como adultos también revemos nuestro andamiaje y nos proponemos acompañar desde otro lugar si no nos funcionó lo establecido hasta ahora.

“Destacamos siempre lo logrado, para construir desde ahí estrategias para superar las dificultades”

Preparemos a nuestros hijos para un nuevo co-mienzo, como si fuese el inicio. Algunas cuestiones que pueden ayudar en esta nueva etapa:
· Revisemos juntos los cuadernos y libros, podemos hacer un refresque de memoria con lo último abordado, repasar juntos los juicios anteriores y hacerlos partícipes de las cosas a mejorar.
· Plantéense objetivos para el semestre.
· Conversen acerca de qué espera para esta nueva etapa, cuáles son las tareas que menos le gustan y por qué, que cosas disfruta, cuáles son sus días preferidos.
· Entablen un calendario para que al menos una vez a la semana haya un corte con alguna actividad que le guste (puede ser salir a almorzar, comer algo especial, desayunar de camino en algún lugar de preferencia, etc.).
Si luego de haber realizado el análisis en forma conjunta hay algo que no le queda claro y no sabe cómo intervenir y ayudar a su hijo, solicite una entrevista con el docente a cargo. Realice todas las consultas pertinentes y trate de fomentar un plan de acción en forma conjunta. Es importante que el niño los vea alineados y con un mismo criterio, aunque cada uno desde su rol.
Es fundamental el rol de las familias en el trabajo escolar, el apoyo a los niños, el estudiar con ellos e
involucrarse van a determinar un mayor compromiso del alumno para con la tarea. Un buen clima tanto en el hogar como en la institución es parte del contexto que los niños necesitan para desarrollar sus potencialidades.

“Un buen clima tanto en el hogar como en la institución es parte del contexto que los niños necesitan para desarrollar sus potencialidades.”

Estemos atentos si nuestro hijo puede llevar adelante tanto las actividades curriculares como las extras, si es necesario establecer alguna modificación para este semestre. Si se siente cansado y después de colegio nos pide ir a casa, escuchemos sus necesidades, a veces nos están pidiendo un tiempo de no hacer nada, “un tiempo no apurado” (María Elena Walsh”).
¡Por un gran semestre donde pululen niños felices y curiosos, con deseos de aprender!


Mariana Casuriaga
MTRA. ED.COMÚN Y ED.INICIAL
DECORACIÓN DE EVENTOS INFANTILES
cel. 099685177

Fecha
02/08/2018
Algunos temas en esta edición
Enviar por email
Email de tu amigo Mensaje